Este texto está redigido em castelhano.

Pocos habrán escuchado el nombre de Bruno Jordao, el volante portugués de 19 años que juega en el primer equipo de la Lazio de Italia. Nacido en Marinha Grande, Leiria, comenzó su carrera como futbolista en la Uniao Desportiva de Leiria y tras despuntar en cada equipo que jugó fue transferido al Sporting de Braga, donde fue regular en la unidad B de la Segunda Liga la temporada pasada. Ahora en Roma, y a pesar de que Inzaghi lo pidió para entrenar en el primer equipo, raramente sale al campo en los partidos oficiales. Aun así, no sería justo quitarle el mérito que supone esa recurrencia en las convocatorias del equipo capitalino, que está peleando por los puestos de Champions League para la siguiente temporada.

Con solamente dieciséis años debutó con el primer equipo de la Uniao de Leiria y tanto sus compañeros como sus entrenadores lo tenían claro: no iba a pasar mucho tiempo hasta que un club grande se lo llevara. “Era un chico técnicamente evolucionado y muy inteligente en la forma en que jugaba. Es un jugador raro en la manera en que piensa el juego, es muy elegante, tiene un nivel pocas veces visto”, decía Nuno Kata, el entonces director deportivo del club. La anécdota detrás de su llegada al club de Braga envuelve a su excompañero de equipo, Hugo Pina, que declaraba para Bancada que “Cuando llegué a Leiria, uno de mis mejores amigos era Hugo Valdir, que hoy en día es el brazo derecho de Jorge Mendes, y yo, en su momento, llamé a Valdir a decirle que tenía que venir a buscarlo (a Jordao) inmediatamente. Entonces llamé a Valdir y ellos lo llevaron para el SC Braga”.

Bruno Jordao es ese tipo de jugador. El tipo de jugador al que le desborda la clase, que se sabe distinto y lo demuestra en el césped. El tipo de jugador que al verlo te surge el deseo de llamar a alguien para que lo vea y se lo lleve a un mejor lugar. Ese es Bruno Jordao.

Nani junto a Neto (30) y Jordao (66) en los momentos previos a la sesión fotográfica.
Fuente: S.S. Lazio

A su nuevo club llegó ya con una experiencia en la selección de Portugal pero el objetivo en mente seguía siendo ese: ganarse un puesto en el seleccionado nacional. Lo dijo él en una entrevista durante una concentración previa al Torneo La Manga: “En lo personal espero un buen torneo, espero que consiga afirmarme y trabajar para conseguir ganar un lugar en esta selección para que, si todo ocurre bien, y si conseguimos clasificar al europeo, yo pueda estar entre los convocados”. Después de un año en el que contó con mucha más regularidad de la que él esperaba en el Braga B, tuvo que volver a hacer maletas y partir.

La Lazio de Italia consiguió su cesión, junto con la de su compañero Pedro Neto, y se los llevó a Roma, donde jugarán los próximos dos años hasta que su cesión acabe. Según reportó el club, su contrato tiene estipulada una opción de compra obligatoria cuando finalicen los dos años de la cesión. El precio de su traspaso puede dejar en suelo luso una cantidad que asciende hasta los 8.5 millones de euros entre el coste de la cesión hasta la siguiente temporada, las cantidades estipuladas por cumplimiento de objetivos y el precio de adquisición en definitivo.

Por ahora, Bruno Jordao se entrena con el primer equipo de la escuadra romanista. Junto a Ciro Inmobile, Luis Alberto y Felipe Anderson. Y todavía no cumple 20 años.

Habrá que estar pendientes, tanto de él como de Pedro Neto, y seguir de cerca el proceso de evolución ahora porque, por lo menos yo, no sé de muchos talentos de menos de 20 años que jueguen en un equipo importante de Europa. Son ellos el futuro de nuestro fútbol y hacen falta más como él. Como él  y como Renato Sanches.

Foto de Portada: S.S. Lazio

Comentários